12.2 C
Madrid
sábado, abril 20, 2024

Hasta 1.500 mercantes cruzaron el Mar Rojo gracias a la Operación Guardián de la Prosperidad

Debe leer

El Departamento de Defensa de Estados Unidos informó de que la Operación Guardián de la Prosperidad, que lidera contra los ataques de fuerzas hutíes ubicadas en Yemen, ha garantizado desde su inicio el paso seguro de unos 1.500 buques mercantes por el Mar Rojo.

El vicealmirante de la Armada estadounidense, Brad Cooper, recuerda que la operación es una iniciativa multinacional de seguridad marítima que responde a la reciente escalada de ataques hutíes procedentes de Yemen, en respuesta a la acción de defensa de Israel, con el apoyo de EE.UU., en Gaza.

«Ciertamente somos conscientes de la amenaza continua y esperamos que los ataques hutíes puedan continuar», afirmó Cooper. «Sin embargo, creo que lo más importante es que nuestras acciones en esta operación defensiva no son sólo palabras, sino hechos».

Desde mediados de noviembre, los rebeldes hutíes han lanzado 25 ataques contra buques mercantes que faenan en el Mar Rojo. Entre ellos se incluye la detonación de un buque de superficie no tripulado en rutas marítimas internacionales.

Si bien ningún barco fue alcanzado en el ataque más reciente, Cooper dijo que la persistente amenaza de los rebeldes hutíes respaldados por Irán en una ruta marítima internacional es una preocupación vital.

«Nuestra evaluación es que 55 naciones tienen conexiones directas con los barcos que han sido atacados, ya sea a través del estado del pabellón, donde se produjeron o destinaron los productos, o las nacionalidades de los marineros inocentes a bordo de cada barco», dijo Cooper.

«Los impactos de estos ataques se extienden por todo el mundo», afirmó. «Éste es un problema internacional que requiere una solución internacional».

El miércoles, los gobiernos de Estados Unidos, Australia, Bahréin, Bélgica, Canadá, Dinamarca, Alemania, Italia, Japón, Países Bajos, Nueva Zelanda y el Reino Unido emitieron una declaración conjunta condenando los ataques y advirtiendo al grupo rebelde contra una mayor escalada. España se ha opuesto, de momento, a participar en esta operación.

«Los ataques hutíes en curso en el Mar Rojo son ilegales, inaceptables y profundamente desestabilizadores», decía en parte la declaración. «No existe ninguna justificación legal para atacar intencionalmente barcos civiles y buques de guerra».

El grupo de naciones advirtió que los hutíes «asumirán la responsabilidad de las consecuencias si continúan amenazando vidas, la economía global y el libre flujo del comercio en las vías fluviales críticas de la región».

«Seguimos comprometidos con el orden internacional basado en reglas y estamos decididos a responsabilizar a los actores malignos por incautaciones y ataques ilegales», concluye el comunicado.

spot_img

DEJA UN COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Publicidad

spot_img

Últimas Noticias